Dieciséis años luego de la muerte de su familiar en un tiroteo policial se hace justicia para esta familia del Bronx. Nuestros abogados logran 1.45 millones de dólares por un caso de muerte injusta por negligencia grave de la ciudad de Nueva York.

Con frecuencia, las ruedas de la justicia en el Bronx se mueven lentamente. Nuestra firma ha estado litigando este caso durante 15 años. El día del funeral de nuestro cliente, el reverendo Al Sharpton organizaba una protesta fuera del recinto. Y me entregaron el micrófono a mi, en lugar de al reverendo. Buscábamos justicia por esta muerte injusta debido al tiroteo.

Tal como argumentamos en el tribunal, los agentes involucrados no eran malos policías. Los depuse: eran buenos policías, hombres de respeto con un historial impecable. No obstante, nos mantuvimos firmes en nuestra convicción que fue un tiroteo gravemente negligente que trágicamente terminó con la muerte de un hombre.

La negligencia grave es una falta de consideración consciente y voluntaria de la necesidad de ejercitar un cuidado razonable. Esto puede causar lesiones graves previsibles o daños a personas, bienes o ambos.

Estamos orgullosos de haber tomado un caso que otras firmas de abogados no quisieron litigar. Un caso que la ciudad defendió agresivamente y que llevamos adelante estratégicamente para finalmente lograr un acuerdo con la ciudad de Nueva York para que compense a nuestro cliente con 1.45 millones de dólares.

Se hace justicia en el Bronx. Muerte injusta por negligencia grave contra la Ciudad de Nueva York: $1.45 millones de dólares.

Se hace justicia en el Bronx. Muerte injusta por negligencia grave contra la Ciudad de Nueva York: $1.45 millones de dólares.

Policías Matan a un Hombre en el Bronx en un “Tiroteo Justificado”

El 11 de diciembre de 2004, Carleton Lockhart, de 32 años, corría por la 129th street cerca de University Avenue en el Bronx cuando lo afrontó un oficial de policía que respondía a una llamada por disparos.

Lockhart había estado discutiendo con otro hombre sobre un teléfono celular en West 179th Street entre Andrews y University Avenue en University Heights.

Un trabajador de la construcción amigo de Lockhart dijo que fueron el viernes por la noche para recuperar el teléfono de Lockhart, que había sido perdido o robado en esa cuadra. Desde la acera, los hombres llamaron al número del teléfono celular y el hombre sacó el teléfono.

Lockhart le exigió que le entregue su celular y el hombre pidió $50 por el teléfono. Discutieron y se empujaron. Un oficial de policía dijo que Lockhart disparó un arma durante la discusión, pero no se encontró ningún arma.

En University Avenue, oficiales uniformados se enfrentaron a Lockhart y lo arrojaron contra la pared. Durante la lucha, dos oficiales de policía le dispararon una vez en el hombro y otra en el abdomen. Lockhart murió como resultado de esas heridas en el Centro Médico St. Barnabus.

Luego del tiroteo, una multitud se reunió rápidamente y comenzó a protestar. A pesar de los informes policiales que declaraban haber visto un fogonazo (indicativa de un arma disparada) en el área de la cintura del Sr. Lockhart, ningún arma se recuperó de la escena.

El Departamento de Policía calificó el incidente como un tiroteo justificado. Sin embargo, los testigos describieron el encuentro en forma muy diferente.

Desarrollo del Caso de Muerte Injusta por Negligencia Grave contra la Ciudad de Nueva York

La familia buscó representación legal y contrató a Liga de Justicia, la división de Ferro, Kuba, Mangano, PC que se dedica exclusivamente a servir exitosamente a la comunidad Latina de New York.

Inmediatamente presentamos una demanda en la Corte Suprema del condado de Bronx. La justicia se mueve lentamente en el Bronx, pero nuestros abogados no dejaban de pelear por la familia. Durante los siguientes 15 años, se presentaron gran cantidad de argumentos legales.

Nuestros abogados, liderados por el socio gerente William V. Ferro, depusieron a cinco oficiales de la policía de Nueva York que habían estado presentes en la escena.

El abogado Ferro interrogó metódicamente a cada oficial, creando inconsistencias en sus versiones del incidente.

Finalizó todos los interrogatorios logrando se documentara que cada oficial había declarado oficialmente que nunca hubo un arma recuperada en la escena ni en posesión de Lockhart.

Además hizo que cada policía confirmara que la multitud de gente en la escena no tuvo oportunidad de recuperar un arma, de haber habido una.

Se Hace Justicia para la Familia en el Bronx

Al concluir todos las deposiciones, hubo una serie de conferencias de conciliación en la Corte Suprema del condado de Bronx.

A pesar de que la Ciudad de Nueva York y el Departamento de Policía de Nueva York argumentaron que el tiroteo estaba justificado, los abogados de la Liga de Justicia convencieron al juez de que se trataba de una negligencia grave.

En una conferencia final de conciliación, la ciudad argumentó que el fallecido Carlton Lockhart tenía un largo historial criminal y pasó un tiempo en prisión antes de este incidente. Argumentaron que su muerte no fue trágica.

Argumentamos que Lockhart dejó a dos niños pequeños que ya no tenían un padre para amarlos y apoyarlos. Estamos orgullosos de que, justo antes de comenzar la selección del jurado, pudimos resolver este caso por 1.45 millones de dólares.

Llama a Liga de Justicia, Tus Abogados al Rescate

No importa cuán difícil sea tu caso. Si tu o alguien cercano ha sufrido lesiones personales debido a la negligencia de un tercero en Manhattan, el Bronx, Queens, Brooklyn, Islip o cualquier otro lugar del estado de New York, llama a nuestros abogados de lesiones personales y accidentes para una evaluación GRATUITA y confidencial de tu caso.

Permítenos mostrarte lo que podemos hacer por ti.

Share via
0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *